Archivo de la etiqueta: alpinismo

Peyreget (2487m), L’Iou y Arazures

  • Fecha: 12 mayo 2019
  • Zona: Francia. Valle de Ossau. Portalet
  • Acceso: A-136. Puerto del Portalet. D-934. Parking l’Araille
  • Desnivel: 1080m
  • Distancia: 12.5km
  • Tiempo subida Peyreget: 2h22′ Total: 4h49′
  • Track GPS: wikiloc
  • VisuGPX

Gracias, Donato, por ayudarme a poner los nombres de los picos en las fotos

Junto a su prestigioso hermano mayor Midi d’Ossau, el “pequeño” Peyreget también merece una visita. Una bonita excursión que ahora, con buena parte de la ruta nevada, constituye un recorrido alpino sin excesiva dificultad. Es un precioso día soleado, aunque frío en cumbres y crestas por el viento.

Pasado menos de 1km al norte del Portalet hay una zona de aparcamiento (en otras ocasiones bastante ocupada ya que es el punto de partida para el Midi d’Ossau), el parking de l’Araille (1730m). Cruzando la carretera se toma el camino hacia el refugio de Pombie, que a estas horas está un poco helado y resbaladizo. Se atraviesa sobre un puente el río Sénescau y, por extensos pastos, se pasa junto a la cabaña Sénescau (1815m 0h25′).

Grandes lazadas, que se pueden atajar un poco, ascienden la col de Soum de Pombie y luego, casi llaneando, al refugio de Pombie (2040m 1h21′). Poco antes de bajar al refugio me pongo los crampones y me voy a la izquierda, dirigiéndome hacia el col de Peyreget. No voy exactamente por el camino de verano, sino que aprovecho una línea más directa por la nieve. Las últimas rampas son fuertes, pero la nieve está perfecta para cramponear a gusto.

Col de Peyreget (2310m 2h02′). Bajo la imponente roca del Midi me voy a la izquierda subiendo la arista norte del pico Peyreget (2487m 2h22′). Hace bastante frío así que solamente hago unas cuantas fotos y estudio la bajada por la arista SW. Ya sin crampones, en un terreno bastante pendiente pero bien escalonado, encuentro una sendita pisada y se baja andando sin problemas entre piedras y tierra. La pendiente se suaviza y el terreno es más herboso llegando al col d l’Iou (2194m 3h05′).

Subo el suave lomo del pic de l’Iou (2217m 3h14′) y bajo al col de Arazures (2121m 3h26′). Para subir al Arazures primero es un lomo de tierra y hierba y luego una rocosa arista; es afilada pero se supera andando con algo de cuidado hasta la cima (Pic Arazures 2213m 3h35′).

Desciendo casi hasta el col de Arazures y me voy a la derecha (NW y W) a través de neveros por los que se anda bien sin crampones, con vista a conectar con el camino que viene del col de l’Iou. Conecto con dicho camino (camino del col de l’Iou 2120m 3h59′), ya sin nieve. Luego conecto con el camino del col de Pombie (2070m 4h19′) y sigo la misma ruta de la subida hasta el parking de l’Araille (1730m 4h49′)

 

Anuncios

Bisaurín (2670m)

  • Fecha: 16 febrero 2019
  • Zona: Huesca. Jacetania. Valle Aragües
  • Acceso: A-176 hacia Echo. A-2605 Aragüés del Puerto. Refugio Lizara
  • Desnivel: 1250m
  • Distancia: 9.63km
  • Tiempo subida: 2h38′ Total: 4h24′
  • Track GPS: wikiloc
  • VisuGPX

Ya había subido al Bisaurín en varias ocasiones, pero hacía mucho tiempo, antes de que empezase este blog, y nunca en temporada invernal, así que quise aprovechar este magnífico tiempo y esta estupenda nieve para repetir ascensión. Parece que bastante gente tuvo la misma idea, porque el aparcamiento del refugio de Lizara estaba lleno y tuve que aparcar unos 300 metros más abajo en la carretera. Sin embargo el ascenso fue muy tranquilo y, de hecho, estaba solo en la cumbre.

El Bisaurín es una montaña muy señalada, el punto más alto desde el Somport hasta el Cantábrico. El acceso desde Lizara es relativamente sencillo, así que siempre es una cima frecuentada. La vista del Pirineo invernal en un día claro y soleado como hoy es fantástica.

Desde Aragüés del Puerto asciende durante 11km una carretera en buen estado y perfectamente limpia de nieve hasta el refugio de Lizara (1500m). Calzo raquetas y sigo el GR11 que se dirige al collado del Foratón y al refugio de Gabardito. Un poco más arriba hay una bifurcación (1640m 0h21′) que sigo a la izquierda (a la derecha va al circo de Berenera, valle de los Sarrios e ibón de Estanés). Se pasa junto a la fuente de Fonfría y se me rompe el ajuste de un bastón que tengo que arreglar con cinta americana. Por encima del barranco Cueva del Oso se va ascendiendo muy suavemente (WNW), hasta un amplio rellano donde empieza una fuerte cuesta hacia el collado que ya hago con crampones (Collado del Foratón 2015m 1h21′).

En el collado empieza a azotar el viento. Es cuestión de seguir cerca de la arista por fuertes palas hacia el N. El esfuerzo se deja notar. Se cramponea con seguridad por la nieve dura, pero la pendiente sigue aumentando. Ya muy cerca de la cumbre se gira a la derecha y en unos metros de flanqueo me encuentro sobre el Bisaurín (2670m 2h38′). La vista, como he dicho es impresionante, pero tampoco puedo estar mucho rato porque el viento es frío.

A la bajada extremo las precauciones y cramponeo con cuidado. Ahora sí que me cruzo con varios grupos de esquiadores. La nieve va estando más pastiza y hace bastante calor. Alcanzo de nuevo el refugio de Lizara (1500m 4h23′)

 

Nepal. Lobuche-Campo de altura-Pico Lobuche Oriental (6119m)-Periche

  • LOBUCHE-CAMPO DE ALTURA
  • Fecha: 26 octubre 2018
  • Desnivel subida: 420m Bajada: 155m
  • Distancia: 3.6km
  • Tiempo: 2h34′
  • Track GPS: wikiloc
  • VisuGPX

Desayunamos a las 7 y tomamos caminos distintos. Antonio se baja a Periche con unos porteadores y el resto nos dirigimos al Campo de Altura del Lobuche.  Nos desea suerte y nos veremos pasadomañana. Desde Lobuche (4920m) el camino discurre más o menos como si volviéramos a Dzonghla para elevarnos por la ladera del valle por sendillas y girando poco a poco a la derecha (oeste) (Giro 4940m) ascendiendo hacia un hombro que baja desde el sur del Lobuche.

Enseguida encontramos el Campo Base (Lago 4890m) con una tienda muy grande y un par de tiendas pequeñas. Está casi a la misma altura que Lobuche pueblo, por lo que no merece la pena pasar noche aquí. Nos dirigimos, por tanto, al Campo de Altura por un vallecito que se estrecha y se vuelve más abrupto mientras va subiendo hacia dicho hombro. De hecho hay varias trepadas, una incluso con una cuerda para ayudarse. Siempre pensando en regular las fuerzas que mañana necesitaremos.

En lo alto del hombro (5260m) hay otro pequeño campo que dispone de 2 charcas de agua. También lo superamos y hacemos un descenso por zona de lajas de piedra girando al sur hacia una hondonada donde está alojado el verdadero Campo de Altura (5180m 2h20′), con un laguito, varias tiendas grandes y bastantes pequeñas.

Nos alojamos en 3 tiendas, 2 dobles y 1 individual para Rafa, junto a una tienda comedor y otra cocina. Antes de comer hacemos una exhaustiva revisión de material con Rinji y Dawa, preparando yumars, crampones, etc. Después nos preparan la comida y nos metemos a descansar en las tiendas, donde se está muy confortable con el calorcito del sol. Ya se siente esa ligera excitación que precede a una ascensión de altitud.

Tras la siesta preparo la ropa y el material para la escalada y cenamos temprano. Dormiré poco, tengo algo de frío en los pies, aunque en el cuerpo, con el chaleco de plumas, estoy caliente.

  • CAMPO DE ALTURA-LOBUCHE EAST
  • Fecha: 27 octubre 2018
  • Desnivel: 850m
  • Distancia: 4.6km
  • Tiempo subida: 4h23′ Total: 7h55′
  • Track GPS: wikiloc
  • VisuGPX

Campo de Altura 5180m. Nos levantamos a las 12:30. El desayuno consiste en un bol de cereales y un té. También lleno el termo; va a ser muy agradable ir dando sorbitos de té caliente de vez en cuando. La noche está completamente despejada y no es demasiado fría. Salgo con 2 camisetas térmicas, forro polar, chaleco de plumas y chaqueta de plumas; pernas con mallas térmicas y pantalón cortaviento; enseguida me tengo que quitar la chaqueta.

La subida empieza por lajas de roca muy pendientes y con muchas trepadas, algunas con cuerdas fijas de ayuda. Suerte que las lajas agarran muy bien. No hay camino de ningún tipo, la ruta cuenta con hitos y Dawa sabe seguirlos en la oscuridad. La pendiente no da tregua.

Llegamos al punto donde pasamos de la roca a la nieve. La nieve está muy dura, pero se cramponea bien. Enseguida entramos en las pendientes más fuertes donde hay cuerda fija. Hay que usar el yumar para progresar y frecuentemente clavo la punta del piolet y las dos puntas delanteras de los crampones. Hay que trabajar duro la subida, esta pala tan potente es muy larga. De vez en cuando miro hacia arriba, pero no veo el final.

Con la luz de la luna en la nieve ya no hace falta el frontal. La pendiente continúa fuerte, a veces suaviza un poco, pero en ningún caso como para tomarse un respiro. El esfuerzo es siempre máximo. Clavo las puntas de los crampones con bastante confianza, los gemelos tiran. Como siempre en estos casos es cuestión de centrarse en el lento avance sin pensar en el final, solo en el paso siguiente, solo en hacer cada movimiento con seguridad.

Pero el final llega en un mogote de nieve que no estoy seguro de que sea una verdadera cima, sino una antecima. La cresta continúa a nuestra izquierda, pero adquiere tal complejidad que los guías dan por hecho que esta es la cima del Lobuche East (El GPS marca 5950m 4h23′).

Ha sido agotador. Justo en ese momento empieza a amanecer y se empiezan a iluminar las primeras crestas por el oeste. Al este el Everest y el Lhotse aún tapan la salida del sol. El glaciar del Khumbu, debajo de nosotros, aparece inmenso. Un amanecer alucinante, en medio del Himalaya. No hace muchísimo frío. Después de los abrazos y las fotos comenzamos el descenso.

Ahora las cuerdas se usan para rapelar. Al ser cuerdas finas se rapela muy rápido, pero bastante seguro porque los crampones clavan bien. Lo peor es que nos encontramos un grupo subiendo de unos 40 adolescentes de 16 a 20 años que son estudiantes vascos y nepalíes en una especie de intercambio. Van a ocupar la cuerda durante 1 hora. Una auténtica locura meter a chicos y chicas tan jóvenes y un grupo tan numeroso en un sitio como este. Algunos llegan arrastrándose a los seguros donde hay que cambiar el yumar al siguiente tramo, a veces pisan la cuerda con los crampones, en fin, penoso e increíble, como si un 6000 del Himalaya fuera una colonia veraniega.

Por fin podemos continuar el descenso. En las palas más fuertes rapelando y en las que son un poco más suaves, simplemente agarrando la cuerda fija. Cuando llegamos a la roca hacemos una pequeña parada. Desde aquí la montaña, a la luz del día, tiene un aspecto imponente. El campamento se ve aún muy abajo y toda la zona rocosa hay que bajarla con mucha atención.

Llegamos al campo de altura (5180m 7h55′) agotados. Bebemos algo y nos ponemos a recoger las cosas de las tiendas y preparar el petate, con pocas ganas, pero no queda otro remedio. Luego nos dan una sopa de noodles y verduras, pero solo 3 de nosotros nos comemos la mitad de la sopa, aunque sea un poco a la fuerza creo que es mejor para hidratar y meter algo de energía al cuerpo, que todavía nos queda una buena caminata.

Tengo que decir que empiezo a apreciar la ascensión días más tarde. Ha sido tan explosiva y estamos tan vacíos al llegar al campamento que casi no tenemos energías ni para alegrías. Poco a poco se va asentando la experiencia y el recuerdo de la subida va siendo cada vez más satisfactorio.

  • CAMPO DE ALTURA-PERICHE
  • Fecha: 27 octubre 2018
  • Desnivel subida: 150m Bajada: 995m
  • Distancia: 8.6km
  • Tiempo: 3h00′
  • Track GPS: wikiloc
  • VisuGPX

Campo de altura (5180m). Ya preparados, afrontamos el descenso hacia Periche. Bajamos por una senda directa al lago Cholatse Tsho y conectamos con la bifurcación que a la izquierda lleva a Lobuche y a la derecha a Periche (4800m). Paramos en un pequeño emplazamiento de lodges a la orilla del río Lobuche a tomar un té (Dukla 4600m 2h27′). Tomamos los asientos con ganas, pero a Rinji y Dawa también se les ve cansados.

Queda una kilometrada hasta Periche. Atravesamos el río y seguimos por su orilla izquierda, todo el rato con un fuerte y fresco viento de cara que sube encajonado por el valle. La última parte de la caminata se me hace un poco pesada.

Periche (4260m 3h00′)está a los pies del ama Dablan. Es un pueblo algo más grande que los últimos que hemos estado. Nos encontramos con Antonio que se alegra un montón de vernos llegar exitosos del Lobuche Oriental. El Himalayan Hotel está bastante más arregladito. La siesta cae con un sueño profundo. En la cena nos ponen los cubiertos dentro de una servilleta de tela y con vela en la mesa y toallita húmeda caliente para limpiarnos las manos ¡Qué lujo!.

Nos reencontramos con dos chicos navarros que conocimos hace unos días y que subieron el Lobuche ayer. Uno de ellos ha tenido congelaciones leves en un pie. Pensamos que seguramente no llevaban el calzado adecuado ya que ellos no contaban con porteadores. cargarían con el material muy ajustado y no tenían botas de altitud, que para un 6000 son imprescindibles.

 

Pico Llauset (2904m) y Guadieso

  • Fecha: 19 enero 2019
  • Zona: Huesca. Parque Posets-Maladeta. Aneto
  • Acceso: N-230. Aneto. Túnel de Llauset
  • Desnivel: 1070m
  • Distancia: 15.9km
  • Tiempo subida Llauset: 3h25′ Tiempo total: 6h35′
  • Track GPS: wikiloc
  • VisuGPX

Junto con Ramón Monedero y Ricardo Arnáiz

Estamos en el valle del Noguera Ribagorzana. En el km. 143 de la carretera que sube de Pont de Suert al túnel de Viella hay una desviación a la izquierda que asciende al pueblo de Aneto. Desde aquí, una carretera con asfalto descarnado, nos lleva tras 10.5 km. a una explanada de aparcamiento junto a la boca del túnel de Llauset (2090m), cerrado al paso de vehículos.

El largo túnel está iluminado, aunque habíamos tomado la precaución de traer frontales. A la salida aún hay otro pequeño túnel y por fin accedemos a la orilla del embalse de Llauset desde donde ya vemos el collado, el pico Llauset y la cresta que vamos a recorrer. Seguimos la dirección que indica al refugio del Cap de Llauset. El camino es claro, bordeando la orilla norte del embalse, pero se complica un poco por el hielo que se ha formado.

Terminado el embalse llegamos a otro cartel (2250m 1h10′), dejando a la derecha el camino al refugio, tomamos dirección pico Ballibierna por collado Llauset. Enseguida nos atamos los crampones y comenzamos la ascensión directa hasta el collado de Llauset (2869m 2h51′), con pendientes moderadas y nieve dura estupenda para cramponear.

Un pequeño descanso en el collado y empieza la parte más técnica. Rodeamos el espolón rocoso norte del pico Llauset y enseguida tomamos una empinada ladera que nos lleva a la cresta, muy cerca del pico. Ricardo abre huella y, a pesar de la potente pendiente, la nieve se nota segura. Cima del pico Llauset (2904m 3h25′). Las vistas son espléndidas con este día de cielo despejado.

Recorremos la suave cresta hacia el SE. Contrasta con las verticales paredes del otro lado del valle, donde se alza el Vallibierna. Primero coronamos la Tuca de Guadieso (2881m 3h42′). Bajamos al collado entre los dos Guadiesos, decidiendo que ese será el punto para tomar el descenso, y subimos el pico Guadieso (2782m 4h20′) sin dificultad.

De vuelta al collado entre la tuca y el pico Guadieso (2745m 4h34′) descendemos (NE) hacia el valle de Llauset por la vaguada nevada. Enlazamos con el camino muy cerca del cartel de desviación al refugio. Regreso al aparcamiento (2090m 6h35′)

En el video he incorporado escenas grabadas por Ramón Monedero

Montaña del Verde (2295m) y Faceras (2141m)

  • Fecha: 17 noviembre 2018
  • Zona: Huesca. Alto Gállego. Panticosa
  • Acceso: Sabiñánigo. N-260. A-136. A-2606. Panticosa
  • Desnivel: 1215m
  • Distancia:12.2km
  • Tiempo subida Verdes: 2h47′ Faceras: 3h20’Total: 5h00′
  • Track GPS: wikiloc
  • VisuGPX

Al norte de la sierra de Tendeñera discurren dos vallecitos, el de Travenosa y Ripera, que desembocan en el río Caldarés. Entre estos dos valles una suave cresta culmina en el pico del Verde y el pico Faceras. Aún estando cerca del pueblo de Panticosa, ningún camino conduce a estas cimas.

Salgo del aparcamiento de la estación de esquí de Panticosa (1150m) hacia el este por el PR-HU-95, orilla derecha del río Bolatica. Se cruza el río por el puente de la zoche (1305m 0h34′) y se continúa por el PR.

En un momento dado me desvío a la derecha (1437m 0h53′) para ascender, sin senda ni hitos, por las fajas de antiguos campos trabajados. Luego ya es solamente una ladera herbosa que, debido a la escarcha de la mañana, está completamente resbaladiza. Me planteo darme la vuelta porque, si ya me cuesta subir, pienso que será penoso bajar; por fin decido probar con crampones y, aprovechando que se clavan bien en la hierba, consigo llegar hasta la zona nevada. Sobre los 2100m giro hacia la izquierda para tomar la cresta norte del pico del Verde.

Cima del pico del Verde o Montaña del Verde (Faceras en el mapa de Alpina) 2287m 2h47‘. Amplia vista de la sierra de Tendeñera e ibón de Saboccos debajo a mi derecha.

Desciendo al collado junto al pico Faceras (2090m 3h16′) y asciendo fácilmente al pico Faceras (2128m 3h20′). Bajo directamente hacia el sur, por el lomo sobre la orilla derecha del barranco Faceras, manteniendo los crampones puestos el máximo tiempo posible. Cuando me los quito vuelven los resbalones.

Conecto con el camino del PR (1445m 4h22′) y bajo de nuevo a Panticosa (1150m 5h00′)

 

Mont Valier (2838m)

  • Fecha: 2 julio 2018
  • Zona: Francia. Ariège
  • Acceso: Les Bordes sur Lez. D-4. Pont de Boulabou. Ayer. Maison du Valier
  • Desnivel: 1925m
  • Distancia: 18.9km
  • Tiempo subida: 4h25′ Total: 7h54′
  • Track GPS: wikiloc
  • VisuGPX

Una de las rutas más bellas del Pirineo (y tengo ya muchas en la mochila), coronando una cima emblemática, con magníficas vistas y con mucha historia detrás. Se dice que el nombre viene de San Valerio, un mítico obispo de Couserans que ascendió el pico en el siglo V. En 1670, el obispo Bernard de Mamiesse, hizo levantar una cruz de mármol. Durante la 2º Guerra Mundial esta ruta formó parte de una serie de caminos por donde los franceses escapaban de los nazis hacia España, por lo que se denominó Ruta de la Libertad, y permitió la evacuación de 782 personas entre 1940 y 1944.

Ya había subido desde Montgarri (valle de Arán) con Josan, Ramón y Murciano. Hoy voy a descubrir la vertiente norte, desde la Maison du Valier, por el refugio de Estagnous. Desde Bonac, donde estoy alojado, tomo la carretera hacia les Bordes-Sur-Lez, me desvío por una estrecha carretera hacia Ayer y la sigo dirección sur junto a la orilla del río hasta el aparcamiento justo antes de la Maison du Valier (940m), que es un enorme hotel o albergue.

Desde el aparcamiento se baja al río, paso por debajo de la Maison du Valier, siguiendo un sendero perfectamente acondicionado para minusválidos y niños. Se pasa a la orilla derecha por dos puentes (995m 0h18′) y comienza el ascenso por hayedo. Se vuelve a pasar a la orilla izquierda. Paso junto a una fuente (1160m 0h39′).

Se llega a un rincón espectacular, la cascada de Nerech (1348m 1h05′); caen cascadas por toda una ladera de roca negra. Un puente bajo la cascada pasa a la orilla derecha y se asciende por un camino bien acondicionado en la pared. Continúa una zona de vegetación baja, otra cascada a mi derecha (cascada de Lauze) y mucha niebla. Por terreno de pasto llego a la cabaña des Caussis (1859m 2h06′).

El ascenso es fuerte hasta el refugio de Estagnous (2240m 2h56′), con una ubicación privilegiada, un balcón en un espolón de la montaña con el lago Étang Rond debajo. La niebla despeja y empiezo a ver el cielo. El camino, que deja los pequeños laguitos de les Estagnous a la derecha, tiene ahora una señal amarilla. Evita el espolón rocoso de la izquierda y asciende con fuerza. Hay algunos neveros. Al fin me pongo los crampones.

El camino al col de Faustin queda cortado por un gran nevero con mucha pendiente, así que dejo el camino (2710m 4h12′) y continúo directo por la ladera herbosa hasta estar por encima del nevero;  sigo un poco oblicuo hacia la derecha hasta la cresta donde ya tomo el camino que viene del collado. Un último nevero antes de la cima lo esquivo por la izquierda y en un corto cresteo me encaramo a la cruz de la cima de Mont Valier (2838m 4h25′).

Alcanzo el camino en la bajada (2550m 4h58′), desciendo aprovechando al máximo los neveros hasta el refugio de Estanous (2240m 5h34′) y regreso al aparcamiento (940m 7h54′)

Intento al Maubermé y subida a la antecima del Pic de l`Homme (2682m)

  • Fecha: 30 junio 2018
  • Zona: Francia. Ariège
  • Acceso: Sentein. D-4. Eylie
  • Desnivel: 1890m
  • Distancia: 23.4km
  • Tiempo subida: 4h51′ Total: 7h51′
  • Track GPS: wikiloc
  • VisuGPX

Mi primera ruta en estos días en el Ariège trata de ascender al pico Maubermé, una destacadísima montaña de reconocible silueta desde muchos puntos del Pirineo. Con sus 2880m es el punto más alto de toda la línea fronteriza entre el valle de Arán y el Ariège francés. Subí esta cumbre desde Bagergue, en el valle de Arán, con Josan y Ramón Monedero, y me disponía a repetirla desde la vertiente francesa, una ruta larga y exigente. Como veréis en esta entrada no pude llegar a la cima ya que empecé a caminar un poco tarde tras el largo viaje, había muchos neveros que me ralentizaron y las nubes de tormenta eran amenazadoras, así que me conformé con una cumbre menor, el hombro occidental del Tuc der Òme.

Pasado Bonac el siguiente pueblo es Sentein. Continúa la carretera D4 hasta el pueblo de Eylie (980m). Aparco en la parte alta, donde acaba la carretera, siguiendo las indicaciones hacia Gîte d’Eylie. El camino pasa entre las casas junto a la gîte, luego se baja al río, se pasa un puente y se toma una pista hasta una bifurcación, tomando la de la izquierda (1077m 0h27′).

Esta bifurcación pasa sobre otro puente y se sube por unas instalaciones mineras. El sendero por hayedo sigue con poca pendiente junto al río Urets hasta la cabane d’Haou que queda a la izquierda. Subo ahora por zona despejada con lazadas más pendientes (fuente 1390m 1h03′). Se sube una pared hasta un rellano (cabaña 1976m 1h37′), luego una desviación a la izquierda (1710m 1h42′) y otra pared que llega a la presa de Urets (1949m 2h06′) en otro rellano. Ya se ve el port d’Urets.

La parte más pendiente para llegar al puerto tiene varios neveros y hay que buscarse la vida para pasarlos y recuperar el camino. El final está tallado en la roca (2430m 3h15′) por las antiguas obras mineras. En el port d’Urets (2535m 3h39′) hay una cabaña en forma de iglú de lajas de pizarra; en el lado aranés, justo al sur, la cuenca del lago de Montoliu.

Giro a la derecha (E) siguiendo la ladera a unos 2530m; hay muchos neveros. Cuando ya giro otra vez hacia el N sobrepasando el espolón sur del Maubermé (2585m 4h13′) me doy la vuelta al ver la cantidad de nieve que hay y que todavía me faltan 300m de desnivel.

Vuelvo al port d’Urets (2535m 4h37′) y asciendo hacia el este por la arista del Tuc der Òme o Pic de l’Homme hasta un hombro (Hombro Occidental del Tuc der Òme 2682m 4h51′).

Hago la misma ruta de regreso hasta Eylie (980m 7h51′).