Pic Acué o Gabedaille (2258)

El pico Acué o Gabedaille se encuentra en la cresta fronteriza y se puede acceder desde Aguas Tuertas del río Aragón Subordán en el valle de Ansó o desde el francés valle de Aspe. En este último caso, poco después de salir del túnel de Somport hay una desviación a la izquierda señalizada como Les Forges d’Abel. Una estrecha carretera asciende por el hayedo y, tras recorrer algo más de un kilómetro sin asfalto, llega a un área de aparcamiento (parking de Espelungueres 1333m), aunque la pista continúa porque llega hasta cabañas de pastores.

Una senda señalizada asciende por el hayedo y enseguida se encuentra la espléndida cascada de Espelungueres. La senda continúa ascendiendo por la orilla izquierda del río. Cuando se abre a unos prados nos desviamos a la derecha y se asciende por la ladera herbosa atajando las curvas de la pista que finalmente tomamos en dirección NNE y otra vez bajo las hayas.

La pista se transforma en senda y llega a un colladito (1620m 0h42′) desde el que ya podemos ver las cabañas de pastores. Me acerco hasta Cabaña Grosse (1635m 0h50′). A la izquierda se ve el valle que hay que recorrer hasta el collado de Couecq.

Voy siguiendo la orilla derecha del río que desciende desde este collado y calzo los crampones. La nieve está estupenda para cramponear, sobre todo un poco más arriba. Cruzo a la orilla izquierda ascendiendo por la ladera de pendiente más suave y alcanzando el col de Couecq (2019m 2h07′).

Desde aquí, en verano, se puede ascender directamente por la arista al S del collado, trepando un poco hasta la primera punta y luego fácilmente al pico principal. Ahora es preferible rodear la primera punta por la vertiente W y subir por una fuerte pala de nieve, que exige piolet, al colladito entre las dos puntas. Teniendo mucho cuidado con las cornisas de nieve de la cara E, sólo falta una última pala para llegar a la cumbre del Gabedaille (2258m 2h42′)

El día está nublado, pero sin viento se puede disfrutar de un rato en la cima con buenas vistas.

En verano he descendido por pendientes laderas de hierbas hacia el valle de Aguas Tuertas y, por el puerto y el paso de Escalé, se regresa a Espelungueres. En esta ocasión, con la nieve, prefiero volver por la misma ruta.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s